Mario Luso, la “tentación vive al lado”… de Oporto

Mario Luso es un restaurante singular no solo porque esté a las afueras de Oporto, en Carvalho, a 10 km de la capital, sino porque el local y la comida guardan perfectamente las tradiciones portuguesas.

Por eso, el restaurante y su decoración están acordes con lo que se espera, que es de las mejores cosas que se pueden decir de un local así.

Llama la atención que las paredes estén decoradas con sombreros que ha ido recopilando el propietario. La explicación a este hecho es que el restaurante está a pie de carretera desde hace 77 años cuando el abuelo de Mario comenzó la saga de cocineros y propietarios del local.

los sombreros de los clientes “se suben” por las paredes

En esa época, algunas de las familias que llegaban al restaurante a comer dejaban el sombrero como señal de respeto. Ahora, estos complementos, siguen ahí, en las paredes y en alguna vitrina, como patrimonio de la familia.

Mario Luso es una persona encantadora y comprometida con la gastronomía portuguesa. Ese compromiso es el que marca el menú y los platos que se sirven en el restaurante.

Mario junto a la entrada a cocina

Por eso, bien puedes empezar por tomar unos “petiscos” (aperitivos) a base de queso con pimentón, jamón, lomo de cabeza de cerdo y aceitunas.

Unas aceitunas que, por fin, están muy ricas (normalmente en nuestro recorrido por el norte de Portugal la mayoría de las que probamos eran bastante insulsas). Y todo acompañado por un vino blanco de quinta da Sequerira del Douro suave y afrutado.

Queso con pimentón y jamón

Indispensable Alheira

Entre estos entrantes, como emboscado en el menú, también nos esperaba nuestro embutido preferido: el alheira, ¡what else!, como no.

Solo que esta vez venía aderezado con un toque distinto, ya que iba acompañado de gajos de naranja cuyo contraste ofrecía sensaciones interesantes al paladar. Romper las chacinas con la acidez de los cítricos nos pareció muy buena idea.

En el menú tiene platos comunes o que se repiten todos los días (en su mayor parte por petición popular), y algunos pescados y carnes, siempre frescos dependiendo del mercado, pero todos a precios mas que razonables. Vamos, que si hay lubina compran, y si no hay, pues ese día ponen otro pescado.

Alheira con naranja

Sugerencia del día

Eso hace que la sugerencia del dìa sea muy variada y que puede que alguno de los platos que vamos a recomendaros no esté en carta ese día que vais a ir vosotros, aunque estamos seguros de que el que lo sustituya estará igual o mejor.

Si lo hay, no dudeis en pedir el arroz caldoso con lubina . Llega con condimentos de distinta índole todos derivados de la flor de sal. Alguno de ellos pica como un demonio, pero no temais que el maitre os lo advertirá con antelacion suficiente.

Arroz caldoso con lubina

Te pondrán lima para añadir porque, según el chef, esto da puntos extra al plato y lo cierto es que si el resultado ya era maravilloso en sí mismo, un poco de lima incrementa las dosis de felicidad.

Después es posible que pidas una ternera con verduras, pimiento verde y tomate, acompañada con una ensalada de col caliente.

Este plato es espectacular, no sabemos calificarlo si con nota superior o igual al arroz con lubina, pero desde luego, el resultado es magnífico en un plato sin innecesarias estridencias estéticas.

Tenera con verduras

Verbena de postres

Luego nos trajeron una verbena de postres en la que los portugueses son auténticos maestros.

Aquí el manejo de este universo artesanal alcanza limites estratostosféricos con distintas tartas, pudings (de chocolate, de naranja..) El del Abade Priscos hecho con la grasa del cerdo, y también otras elaboraciones menos habituales como la tarta de judías.

Todos los postres, el postre

El restaurante tiene dos salas, en una de ella pueden comer 50 comensales y en la otra 30. Su cocina es de corte clásico y tradicional con cuidado del producto y es bib gourmand de la guía Michelin. Así que si que teneis que ir para saber lo que es bueno.

El menú

  • Entrantes; queso con pimentón, jamón, lomo y aceitunas
  • Arroz con lubina
  • Ternera con verduras, pimiento verde y tomate.
  • Postres variados
  • Vino: Quinta de Sequeira. Blanco. Douro

Mario Luso. Vila Nova de Gaia 308, Largo França Borges, 4415-240 Pedroso, Portugal.

One thought on “Mario Luso, la “tentación vive al lado”… de Oporto”

  1. Parabéns Mário tu mereces!! O Mário Luso é um caso raro de fusão Tradição/moderno!! Atenção Portuenses a 15 min emenso espaço gratuito no exterior para estacionar.leve amigos e família e disfrute…sem relógio 😀

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *